10 de abril de 2009

La pasión ciega

¡Salud!

Estos días señalados en rojo en el calendario nos rememoran la pasión y muerte del hijo del dios cristiano. Sin ánimo de hacer una entrada semanasantera, el chiste de Manel Fontdevila en Público me ha conducido al siguiente razonamiento: Si se pusiese la misma pasión a todo, otro gallo nos cantaría.















En estos días también es donde aparece el caracter barroco de nuestra sociedad: el gusto por lo recargado, lo masivo y olvidarse de la crisis, de los políticos, del paro y de que Chaves se ha ido a la administración central. Si toda esa gente se opusiese a la crisis, se manifestase de la misma manera, otro sol nos alumbraría. Lo que pasa es que, como durante el absolutismo barroco del s. XVII, muchos de los que van a esas manifestaciones religiosas son los mismos que manejan el cotarro. Otros, imbuidos por la teatralidad del acto, vuelven de espaldas a la realidad. Cuando la semana haya pasado, la crisis seguirá ahí.

Fuente: Público.es

1 comentario:

Feagurth dijo...

Animalicos... Dejalos que se entretengan, que al menos así molestan menos...