19 de septiembre de 2007

Qué raro...




Leía esta mañana en Kriptópolis y hace un rato en Kaosenlared que ya ha sido publicada la sentencia entre el juicio de nuestro ínclito Ramoncín -adalid de la Cultura, preboste de la Justicia y derviche de la Libertad- y la página web alasbarricadas.org. En esta sentencia se declara culpable a la página web y se le condena a pagar 6000 € y los costes del juicio por atentar contra el honor del interdicto.

Bien, entre los siglos XVI-XVII aparecieron unos navegantes que, bajo la protección o el beneplácito de un rey, bajo una patente de corso, atacaban y saqueaban barcos, sobretodo, españoles. Esta patente de corso les daba inmunidad legal en el país en el que eran contratados; ergo sus acciones estaba protegidas y ampradas por la Ley. De esta manera, sus acciones eran legales, aunque se cometiese la tropelía de abordar un barco extranjero y se matase a su tripulación. Tras esto, volvían a sus paises contratantes y, acomodados sobre la poltrona regia, a esperarlas salir de los puertos americanos. Huelga decir que cualquier acción contra estos corsarios era amparada por el monarca que requería sus servicios en cuestión.

Hay muy poca diferencia entre un pirata y un corsario. La patente de corso de marras. Por lo demás son lo mismo.

Desde aquí y humildemente apoyo a la página añadiendo el banner. ¡Salud!

Vías: Kriptópolis, Kaosenlared
Web: alasbarricadas.org

4 comentarios:

Supreme Monkey dijo...

Buena comparativa.
La verdad el ramoncin ya podia irse a tomar por el buayakas y dejar a la penia en paz.
Como siempre he dicho, no me parece mal vivir de loq ue haces e incluso vivir de rentas...pero lo de la gente esa ya es enfermiza.

Feagurth dijo...

Desde luego lo de Ramoncin y es falta de verguenza...

Él que segun parece, escuchaba cassettes piratas de cantantes estadounidenses cuando se autodenominaba "cantante" y empezaba su carrera, él que segun comentan, escupia a los espectadores de sus conciertos desde el escenario, desde luego es ironico que se haya denunciado a alguien por atentar contra su honor o que siguiera persiga el intercambio no comercial de musica, cuando es practicamente lo mismo que el hacía en sus comienzos...

A mi me parece una falta de verguenza y que, segun parece, sus principios son maleables en medida de lo que se pueda embolsar a fin de mes...

Y no me extraña, gente que le siga por lo que él hace, y no por lo que la SGAE le incita a hacer, deben de quedar muy pocos...

Nacht dijo...

La pela es la pela... y ya no deben tener suficiente para las drogas.
Ah y... ¿este tipo tiene honor? juer, cualquiera lo diría XDDD

Baluar dijo...

Derecho al honor tenemos todos, lo mismo que defenderlo ante los ataques exteriores...

El problema es cuando nuestro honor incide sobre el de los otros. Por defender mi honor te llamo hijoputa.

Luego está quien no lo tiene, lo defiende como si estuviésemos en pleno s.XVI pretendiendo salir indemne, luego se retira del latrocinio porque los piratas le están dando mala fama y sale peleándose con quien se tercie en las televisiones como vimos el verano pasado.