1 de agosto de 2006

El Gran Hermano te vigila...


Salud!

Desde ya algunos años que leí la archiconocida novela de George Orwell titulada 1984. Si, se que no es la primera vez que he escrito sobre este famoso escritor o alguna de sus novelas ni tampoco será la última.

¿Y a cuento de que viene escribir una nueva entrada sobre esta novela? Pues bien, hoy he vuelto a leer un artículo sobre nuestra actualidad socio-política y, como es norma, citar la sociedad en la que se había convertido nuestro mundo y compararla en la que se esta conviertiendo el nuestro, el "real".

El Ingsoc, el partido que gobernaba el país, Oceanía, en el que vivía Winston Smith, el protagonista de la novela, era un lugar dominado por un ente llamado Gran Hermano. Este Gran Hermano, simbolizaba el totalitarismo absoluto, control de la sociedad y no solo físico, sino también psicologico. Para ello crearon a la policía del pensamiento...

Pero no es ese tema en particular el que me ha llevado a escribr esta entrada, sino la manipulación mediática a la que estamos siendo conducidos. La asepsia en los medios de comunicación, el decir lo políticamente correcto, lo que no dañe a la sensibilidad del lector, teleespectador u oyente, o lo que no te haga pensar... El eufemismo es un arte y un arma y no un recurso literario...

A finales del mes pasado leía una noticia, también relacionada con Orwell, en la que a una persona, Steven Jago de 38 años, se la detenia por manifestarse con una pactarta en la cual se leía una frase atribuida a Orwell: “En una época de universal engaño, decir la verdad constituye un acto revolucionario”, frase que para los señores del gobierno britanico se puede considerar un atentado político, una amenaza para el status quo o un aliciente para el pensamiento libre e individual.

A día de hoy, se matan personas en nombre de la libertad, y es que como dice el refrán: "La mejor defensa es un ataque" y que mejor ataque que bombardear todo lo que se nos ponga por delante en nombre de la Libertad y la Democracia. Como ocurría durante la Guerra Fría, tener un pensamiento discordante con el del Gobierno que te tocaba en el país donde habías nacido, te podía conducir a ser tachado de "comunista" o "fascista" o "imperialista". Hoy, tener un pensamiento discordante del pensamiento único, del pensamiento yankee te puede marcar con la bula del terrorismo.

Y es que la cosa en Oriente Medio es muy graciosa: Israel es un niño que ha llegado a la cola para el bocadillo el último en la cantina de su instituto. Como es muy chulo y ha sufrido mucho durante su vida, cosa que no le da derecho para nada, se cree que se puede colar e intenta hacerlo. El resto de los niños que hay en la cola, que tampoco son santos, todo sea dicho, le dean para el pelo al pobre niñito. Éste, amiguete del fortachón del cole, va en busca de su amigo, el cual llega a la cola e intenta, por las buenas o por las malas, colar a su amiguete. Primero intenta llamar la atencion del resto de la cola diciendo que son niños muy malos y que por eso se tienen que quedar los ultimos o incluso sin tomarse el bocata. Cuando el resto de la cola le da la razon como a los tontos al fortachon, pero sin moverse del sitio, en comandita con dos amiguetes suyos, un primo lejano y un tonto con bigote, le dan una paliza a otro niño que estaba en la cola y que tenía, de paso tambien sea dicho, unos cromos que no le quiso cambiar a Jorgito, el fortachón. Dicen que como es un niño muy malo y tenía un tirachinas en su mochila, tenían que pegarle, es que ellos son los defensores del patio, nadie los ha nombrado como tales, pero como es muy fuerte y rico cualquiera le dice nada. Ahora ocurre lo mismo con los que estan justamente delante de Israel, el pobre niño maltratado. Su amigo Jorgito le ha dado un puño americano, de estrangis por supuesto, y ahora zurra a sus predecesortes en la cola. Los pegados tampoco son buenos, pero estan defendiendo su puesto en la cola. Mientras Jorgito clama al cielo diciendo lo malos que son los niños que no dejan colarse a su amigo...

Mientras tanto el estilo de vida americano, el American Dream, se impone en casi todo el mundo. Es raro ya el municipio que no tenga al menos un grandioso Centro Comercial con su hamburguesería de turno para poder comprar desde el coche y sin tener que bajarnos. Mientras, en otras partes del mundo la gente se muere de hambre, de frío, de sed... Y es que asi es el mudno, para que hayan ricos tiene que haber pobres ergo para que hayan riquisimos tiene que haber lo que hay. Contra eso Jorgito, su primo y el tonto del bigote ni dicen ni hacen; mas bien deshacen...

Es mas importante una pancarta que lleva un fulano, que pacíficamente se manifiesta en una plaza mientras que la gente que se muere por llegar a este "sueño". Que la gasolina suba y suba gracias, entre otras cosas a sus comentarios e intervenciones armadas, ya no se llama guerra que es muy feo. Que el planeta se vaya a tomar por el culo, total habiendo otros que colonizar. Y nosotros, el pueblo llano, la gente que tiene que trabajar para sobrevivir, nos preocupamos por la foto que se hizo la leti, sofi y leo en mallorca de vacaciones, te lo juro. O que la nieta de Franco, o sobrina nieta o lo que sea, diga que compra juguetes sexuales. Compra calabacines o pepinos y ayudas a la agricultura de tu país, coño. O de su megaboda con el otro de turno y las quince mil comidas que ofreciero, total; habiendo hay que fardar, parw envidia de los que no tienen y qusieran ser como nosotros. Y ahí radica el gran error, en querer ser como esa clase de gente, en querer ser como el rico que te pisotea la cara mientras te lavantas para superarte e intentar tirar para adelante para, cuando estés en la posición del rico, hacer lo mismo.

Mientras la vivienda, derecho cosntitucional, se convierte en una gran losa para la economía de muchos hogares, los que la necesitan miran arriba y ven como brilla el filo de la espada de Damócles que han puesto sobre sus cabezas: O pagas lo que quieran o te vas a vivir debajo de un puente, a lo Carpanta, o si puedes, vives con tus padres hasta que estos la palmen y te puedas quedar con ella. Mientras, nuestra clase política, esos "pequeños Grandes Hermanos" se lanzan la pelota de la corrupcion urbanística de tejado en tejado. Total, que importa, si ahora, en verano, lo que importa es irse de vacaciones a tal o cual sitio de moda paras despues poder hablar en el trabajo y poner los dientes alrgos al que no se haya ido. Mejor es eso que hablar del último libro que te hayas leido. Vaya que sea el micho y te dejes en vergüenza...

P.S. Por fin me quito la espina que tenia. Hacía tiempo, desde que lei la noticia del arrestado, que queria publicar un artículo sobre la misma. Por fin ha salido la espinita :D

P.S. 2 El articulo sobre 1984 es de Jaume d´Urgell...


Enlaces de interes:

Noticia de 1984
Noticia del arrestado en Londres
Artículo en LaRepublica.es

3 comentarios:

Feagurth dijo...

Y que esperabas...?

El mundo esta lleno de subnormales, los cuales, incomprensiblemente, siempre llegan a posiciones de poder...

El resto, pues tampoco tenemos mucho de que librarnos, pq lo que decian los romanos de 'Pan y Circo' todavia es aplicable a nuestros dias...

Aqui, en otros paises no se y espero que no sea asi, lo que mola es despues de trabajar irse al bar y cuando mas tarde salgas mejor...

En un pais donde hay muchos mas bares que bibliotecas, ¿que se puede esperar...?

Si las casas estan por las nubes, no es culpa de la gente de la calle, si no de los politicos que permiten que suba hasta esos precios.

Obviamente nadie se para a pensar que esos politicos estan en sus puestos 'gracias' a ellos...

En un pais donde el 'voto de castigo' es algo habitual y las ideas politicas radican principalmente en votar a la gente que te consigue trabajo, ¿que puedes esperar?

¿Cuantos jornaleros habrá que voten a la derecha...? ¿Cuantos albañiles...?

Vivimos en un pais de incongruencias, donde la libertad de expresion es un derecho si eres paparazzi y quieres atentar contra la intimidad de algun famoso.

El problema es que si eres un cualquiera e intentas dar una opinion sobre un tema, se te engancha un San Benito queno te corresponde, o puede que incluso con algo de mala suerte, acabes en la carcel... [http://www.20minutos.es/noticia/134240/0/fiscal/blog/estudiante/]

Yo pensaba que estas cosas solo pasaban en la epoca de Franco, pero obviamente, el mundo no se ha movido tanto, ¿verdad?

Zione Moon dijo...

Cuanta razón tienes...
Yo no sé lo que pasa en este pais, supongo que lo mismo que pasará en el resto. Los políticos prometen y prometen hasta que te la meten y una vez te la han metido olvidan lo prometido, triste pero cierto.
Y luego en las elecciones muchos van a votar por decir "he votado que guay" creyendose a pies juntillas todo lo que le meten por ojos, oidos y demás, algún que otro político.

Es más fácil ver "el tomate" que las noticias, porque a la gente le gusta más regodearse en la miseria de los famosillos que mirar drectamente a los ojos de la realidad que vivimos.

Algún día se cansarán de los "guardianes del patio" y los malitos del instituto se juntarán, se hartarán de la manipulación Jorgito y de nosotros quedarán los 4 astronautas de la Estación Espacial...si es que quedan.

Yo prefiero leer libros que ver la tele, prefiero visitar la mini-biblioteca de mi ciudad que pasarme las tardes muertas en un bar y prefiero alejarme de la ciudad y desconectar del mundo en medio del campo antes que aguantar una terrible resaca el domingo y pasarme la semana pensando en el botellón.

Y me da igual si piensan en el trabajo que soy rara. Al fin y al cabo voy a trabajar porque tengo que comer, no voy a hacer amiguitos super guays y a ser la lameculos del jefe.

El mundo quizás no se mueva mucho, como ha dicho feagurth, pero intento no dejarme llevar por que sí, con todas las demás ovejitas, al redil.

Feagurth dijo...

Exacto...

Estoy totalmente de acuerdo con Zione. La sociedad intenta vestirnos con trajes que no elegimos nosotros.

Nos condicionan mediante la prensa, la television y la radio para que seamos y actuemos como normalmente no seriamos...

Hay muchos que se dejan llevar, es obvio que dejarse llevar es mas facil que nadar contracorriente, pero en nuestra mano esta tomar la decision: Nos dejamos llevar o luchamos por ser como queremos o como podamos ser...

La vida es cuestion de decisiones y el evitar tomarlas no es la solucion, al menos desde mi punto de vista...